Las 3 ventajas que la tecnología Fintech provee para las empresas

El término Fintech es bastante simple. Proviene de la combinación de dos palabras en inglés: financiero y tecnología. En la práctica, sin embargo, el verdadero significado de lo que es una Fintech va mucho más allá de la “tecnología financiera”.

En general el término Fintech se utiliza para referirse a startups o empresas que desarrollan productos financieros totalmente digitales, en las que el uso de la tecnología es el principal diferenciador frente a las empresas tradicionales del sector. La mayoría de ellos permiten a los clientes controlar los productos por completo a través de smartphones, sin tener que poner un pie en una sucursal bancaria.

Por lo tanto, conocer y comprender qué es una Fintech es un paso importante para encontrar mejores alternativas a los servicios bancarios tradicionales incluso para las empresas. Y en ese sentido, controlar las finanzas de forma proactiva y sencilla es el sueño de cualquier negocio. Entre los procesos burocráticos y la dificultad para acceder a ciertos servicios, muchos emprendedores están optando por soluciones en este sector, que desarrollan sistemas que tienen como objetivo facilitar la gestión financiera. 

3 ventajas que una Fintech tiene para las empresas  

Seguridad de la información

Una de las principales preocupaciones de las empresas en relación a las fintechs es la seguridad que estos negocios pueden ofrecer. Esta clase de soluciones no solo se ha preocupado por desarrollar un sistema seguro, sino también por asegurar que las aplicaciones cumplan con las normas y regulaciones bancarias. Para crear una cuenta es necesario registrar un nombre de usuario y una contraseña. Solo con esta información se puede acceder a los datos de una determinada empresa o persona.

Comisiones y fidelización

Además de acceder desde cualquier lugar, a través de la web o una aplicación para smartphone, estas soluciones también permiten consultar todas las comisiones antes de realizar la transacción. El cliente no necesita permanecer con el servicio, crea la cuenta cuando quiere y no paga ninguna cuota mensual para mantener su registro. Si no desea mudarse por un período, no hay pérdida. Este es un diferencial, por ejemplo, en relación a las cuentas bancarias tradicionales.

Agilidad en las transacciones

En 24 horas, el saldo de un recibo vía tarjeta ya está en la cuenta de la empresa. Y el importe se puede utilizar en la propia plataforma, para pagar deudas, como las facturas de la luz u otros servicios. Muchas transacciones de instituciones financieras tradicionales todavía tardan dos o tres días en completarse. En el caso de las Fintech, se anticipa el valor de una venta vía tarjeta, para que el emprendedor tenga disponible este saldo lo antes posible, pudiendo invertir y hacer girar su negocio. Una transacción realizada temprano en una mañana puede garantizar dinero en la cuenta el mismo día.

Para comprender mejor este tema no dejes de leer: 

Qué es una Fintech y por qué es importante para la región

Síguenos

Recientes

Populares

Eventos

También te puede interesar...

Better Tech Latam y la promoción de criterios ESG en startups de Latinoamérica

La sostenibilidad ya no es exclusiva de las grandes empresas. Llevar a cabo operaciones respetuosas con el medio ambiente se ha convertido en una...

Pollo Campero y su restaurante número 100 en los Estados Unidos

Pollo Campero celebra un logro significativo en su trayectoria internacional con la apertura de su restaurante número 100 en los Estados Unidos, ubicado en...

Gabriela Daboub: “Jobbi proporciona a Latam las mejores oportunidades laborales”

La transformación del ámbito laboral en Latinoamérica es un tema crucial que ha estado en constante evolución en los últimos años. La pandemia de...

Bajo el lema «América en el Centro» concluye el SNBX Summit 2024

Inversión, innovación, economía plateada y el futuro del trabajo fueron algunos de los temas tratados en el Summit Internacional SNBX celebrado los días 11...